Mis Juegos Olímpicos


Hockey sobre césped Olímpico

El voleibol sentado es una variante de voleibol para atletas en situación de discapacidad. Fue incorporado en 1980 durante los Juegos Paralímpicos de Arnhem

El juego y la técnica es la misma que la de voleibol, solo en los aspectos relativos a la movilidad de los jugadores cambia alguna regla y dimensión. Se exige a los jugadores que conforman el equipo unos grados de discapacidad mínimos.

Los jugadores tienen que permanecer sentados, manteniendo la pelvis en contacto con el suelo, y la elevación en el momento de jugar el balón es falta.

El campo y las distintas zonas coinciden con las de voleibol, solo por sus dimensiones:

  • 10 m de largo y 6 m de ancho.
  • La línea de ataque se adelanta a 2 m de la red.
  • La altura de la red es menor: 1,15 para hombres y 1,05 mujeres

Historia del voleibol sentado

El voleibol sentado (voleibol para discapacitados, voleibol adaptado o voleibol paralímpico) se originó en Holanda en la década del cincuenta como una mezcla entre el voleibol y un juego tradicional alemán llamado Sitzball que se juega sentado y sin red.